José Hilario Viñeiredo

Por si de lo que quieres hablar no tiene mucha relación con Superlópez ni con los tebeos ni con el cómic

Moderador: Kaximpo

Responder
Avatar de Usuario
Patastratos
Boanacondaconstrictor
Mensajes: 2271
Registrado: Jue Ene 29, 2004 12:00 am
Ubicación: Fábrica Patastratos Inc.

José Hilario Viñeiredo

Mensaje por Patastratos » Mié Dic 04, 2013 12:13 am

Como vengo comentando en este hilo, hace un tiempo me dió por buscar información del padre del dibujante Santiago Valenzuela, que es el escritor José Eduardo Valenzuela.

La tarea de recopilación de datos se me hizo en un principio atractiva pues al principio no había ninguna página en la que se encontrara información agregada sobre su biografía o bibliografía, por lo que había que hacer una pequeña tarea de investigación. Obtuve en una librería online su libro más reciente, "Grita, cuerpo, mis ochenta" (de hace un par de años, y todavía disponible de primera mano), y una vez que me llegó pude ampliar la información a partir de la breve biografía que se incluía en una solapa.

Con estos nuevos datos y los obtenidos en el ISBN español, di con dos primeras novelas, "Como a dos voces" y "Sobre viejos veranos". Estas novelas siguen estando disponibles en tiendas de segunda mano, por lo que he visto. Ambos libros son protagonizadas por el personaje José Hilario Viñeiredo, que no es otro que el alter ego ficticio del autor. Este personaje se hace acompañar de un narrador anónimo, que se ocupa de transcribir los textos e impresiones que ficticiamente le facilita el autor (que no es realmente el autor, si no su alter ego en la ficción Jose Hilario).

Tal y como comentan en la mencionada solapa, habría una tercera novela inédita también protagonizada por José Hilario. A su vez, de manera también inédita, existen al menos también varias obras de teatro, una colección de relatos cortos y otra novela más, ésta ambientada en el mundo clásico.

Por último, descubrí que existía también un libro de cartas titulado "Ai, Ourense, Ourense!", publicado por el Concello de Ourense y que según me parece no está disponible a la venta pero del que sin embargo también conseguí hacerme con una copia. Se trata de la colección de cartas escritas hace más de 30 años a amistades del autor en las cuales se narra y reflexiona sobre la juventud pasada. Justamente este material fue el que se utilizó para escribir "Como a dos voces", bajo la fórmula de ficción autobiográfica.

Terminé de leer "Como a dos voces" hace unos días y estoy con "Sobre viejos veranos", dejo pendiente entonces de comentar lo que me encontré y su posible relación con ese Señor que reina desde el Ático. :wink:<br>---<br><!-- EndUnderlineMarker --><!-- EndContentMarker -->
"¡Maldición! Necesitamos conseguir cacahuetes sin cloperotaraska ni patastratos... ¡Ahora mismo!"

Avatar de Usuario
magin
Señor de los Chupetes
Mensajes: 5838
Registrado: Vie Ene 23, 2004 12:00 am
Ubicación: Yo siempre estoy aquí
Contactar:

Mensaje por magin » Mié Dic 04, 2013 12:51 pm

Muy interesante.

Me planteaba el origen de José Hilario, cuyo DNI sea venerado por siempre, y sospechaba que tenía relación con Galicia (ahora mismo no recuerdo si se dice en la obra, era por el apellido). Y el DNI estaba demasiado bien hecho como para que no tuviese un modelo real.

¿De qué van las novelas?

Pese a la diferencia entre las novelas de padre y los tebeos del hijo, ¿piensas que puede haber algún punto de contacto? ¿José Hilario de la novela puede llegar a encontrarse con el del comic? ¿Puede que algún rasgo o acontecimientos de la novela se pudieran dar en la novela gráfica?
Sospechoso, sospechoso. Tome nota, teniente.
>2000 maginotecas

Avatar de Usuario
Kaximpo
Señor de los Chupetes
Mensajes: 6852
Registrado: Dom Ene 18, 2004 12:00 am
Ubicación: Villa Soledad, Polo Ártico
Contactar:

Mensaje por Kaximpo » Mié Dic 04, 2013 7:07 pm

Interesante... Aunque según dices en el otro tema, el contenido de las novelas poco tiene que ver en forma y fondo con el Torrezno.
"¿Es usted es superhéroe por convicción o por incapacidad de ser otra cosa...?"
https://www.cachislamar.com · Pafman · Yoko Tsuno

Avatar de Usuario
Patastratos
Boanacondaconstrictor
Mensajes: 2271
Registrado: Jue Ene 29, 2004 12:00 am
Ubicación: Fábrica Patastratos Inc.

Mensaje por Patastratos » Jue Dic 12, 2013 1:37 am

Comienzo aquí a comentar el primer libro publicado por José Eduardo Valenzuela, "Como a dos voces".

Como resumen e introducción, el libro se centra en relatar las memorias de juventud de José Hilario Viñeiredo (alter ego del autor) entre los años 30 y 50 en diversas localizaciones de Galicia, en la voz de un anónimo amigo suyo que hace de narrador de la historia.

Tras ponerse en contacto ambos personajes por la celebración de las bodas de plata de la universidad, José Hilario comenta a su amigo su obstinada afición a escribir, nunca abandonada pero tampoco fructificada, y su reciente dedicación a escribir cartas a amigos en los que trata sobre su juventud compartida. Entre ellos llegan a un acuerdo: el narrador recibirá periódicamente una copia de estas cartas dirigidas a amigos de José Hilario, debiendo relatar el contenido de las mismas así como sus impresiones, y podrá incluir algunas partes íntegrasde las cartas en un libro que supondrá un trabajo conjunto entre ambos personajes.

Con esta excusa, las memorias del autor son contadas en tercera persona (cuando contamos con el testimonio indirecto del narrador, que solo ha leído las cartas y que en muchos casos no ha compartido esas etapas de la vida con José Hilario), con un punto de doble subjetividad cuando el narrador comenta su propia impresión de los hechos, y en forma epistolar (cuando se incluyen fragmentos de las cartas de Jose Hilario a sus amigos o familia).

Se trataría de un libro de ficción autobiográfica, pues si bien tanto el personaje de José Hilario como sus memorias están basadas en la vida y persona del autor real (José Eduardo Valenzuela), la historia contada en el libro contiene elementos de ficción pura, si bien nunca pierde un paralelismo con la vida real. Para ver las diferencias entre la vida real del autor y las memorias ficticias de José Hilario habría que leer el libro "¡Ai, Ourense, Ourense...!", en el cuál se incluyen las cartas originales que sirvieron de inspiración para la historia.

Para poder dejar un margen a la ficción dentro de lo que son las propias memorias del autor, se ha modificado el nombre de los personajes reales por otros ficticiios. Hace poco anduve realizando averguaciones con todos estos libros para comprobar con qué personas reales se corresponde con los personajes, y la verdad es que me llevé una sorpresa, pues casi todas las personas reales/personajes tienen (o tuvieron, los que en paz descansen) la suficiente relevancia como para ser citados en artículos periodísticos por sus variados trabajos, o incluso haber visto reconocida su carrera mediante premios nacionales. Pero para comentar esto, tiempo al tiempo. :wink:

Los escenarios más comunes son Santiago de Compostela (donde el protagonista pasó los años universitarios) y Aurianova (etapa infantil y juvenil), que es la versión ficticia de Ourense de la misma manera que Viñeiredo es la versión ficticia de Valenzuela. Se detallan muchos emplazamientos y calles de Aurianova, pero al no conocer Ourense no puedo afirmar si estos lugares existen en la ciudad real, si son trasposiciones de los nombres reales, o si son puramente ficticios. En cualquier caso esta geografíca ficticia es un aspecto de la novela que cabe destacar.

El libro comienza con un prólogo de una página firmado por el autor, en el cuál él mismo se identifica con el protagonista de la historia, y ya de paso, desmiente la posible existencia real del narrador que presenta la historia. Parte de la trama trata sobre la posible condición ficticia del narrador, así como de las reacciones que va generando sobre él el ser testigo de la negación del autor de su participación en la obra. Ya desde un inicio de la historia se nos elimina cualquier duda respecto a la cuestión existencial del personaje; es por esto que no sé si pensar que esta página del autor quizá hubiera sido más adecuada que estuviera al final del libro y no al principio. Por una parte está bien saber que el protagonista está basado en el autor real y sus propias historias, pero por otro echa a perder cualquier duda que pueda intrigar al lector en cuanto a la posible existencia o inexistencia del narrador.

Las reflexiones e impresiones del narrador sobre su propia existencia y sus contrariedades con el protagonista son probablemente lo mejor en cuanto a la parte de ficción que toca la obra. Este juego existencial tiene continuación en "Sobre viejos veranos", donde se vuelve a tratar la misma cuestión entre ambos personajes, si bien se incide más en la dualidad de ambos personajes, aspecto poco trata en el libro del que hablo ahora.

Mi hermano vió el libro por casa y leyó el título en alto: "Como a dos voces", acentuando la primera sílaba del "como", como si se tratara del verbo comer. :lol: La verdad es que el título no es demasiado original, y de hecho en el siguiente libro los personajes se refieren a él llamándolo "Aurianova", haciéndome dudar si este es el título que hubiera preferido el autor posteriormente.

( Moderador... ¿Se podría pasar este tema al off-topic? )<br>---<br><!-- EndUnderlineMarker --><!-- EndContentMarker -->
"¡Maldición! Necesitamos conseguir cacahuetes sin cloperotaraska ni patastratos... ¡Ahora mismo!"

Avatar de Usuario
magin
Señor de los Chupetes
Mensajes: 5838
Registrado: Vie Ene 23, 2004 12:00 am
Ubicación: Yo siempre estoy aquí
Contactar:

Mensaje por magin » Jue Dic 12, 2013 9:44 am

Tiene un aire de familia, sí.

Un autor que se identifica con el narrador ficticio, que recibe cartas ficticias, que a su vez son comentadas, y que habían sido publicadas en otro libro, osea, incidiendo en el mismo tema como hace la ambientación realista urbana madrileña del José Hilario del comic y del bar en el que vegeta Torrezno, para pasar a hacer hincapié en un apartado muy concreto, como son unos días de una batalla en un mundo distinto del habitual.
Sospechoso, sospechoso. Tome nota, teniente.
>2000 maginotecas

Avatar de Usuario
Patastratos
Boanacondaconstrictor
Mensajes: 2271
Registrado: Jue Ene 29, 2004 12:00 am
Ubicación: Fábrica Patastratos Inc.

Mensaje por Patastratos » Jue Dic 12, 2013 1:21 pm

Sé que el asunto es un poco lioso entre tanta realidad y ficción y sus coincidencias, pero creo que quedará más claro si se explica teniendo en cuenta la intención del escritor: el autor real (José Eduardo) vive con la permanentemente aplazada intención de publicar un libro. En la cincuentena comienza a escribir cartas a amigos y familiares en las que trata principalmente sobre sus recuerdos de infancia y juventud. Al cabo de unos años acumula suficiente material literario como para publicar algo, pero sin tener claro en qué formato.

Mientras escribe estas cartas, se le ocurre el inventarse a un personaje nuevo que sería un supuesto amigo con el que ha coincidido en una parte de su vida. Él serviría como narrador de una novela, en el cuál relata el contenido y las impresiones que le producen la lectura cartas, así como su relación con el autor de las mismas y las circunstancias en las que recibe las cartas.

Finalmente, para que las recapitaliciones no queden estrictamente limitados por los hechos reales, algunos personajes y emplazamientos se convierten en ficticios mediante la trasposición de nombres (incluyendo al autor, que pasa de José Eduardo Valenzuela a José Hilario Viñeiredo). Con esta base, se permite ahora añadir a las memorias algunos elementos inventados.
magin escribió:Tiene un aire de familia, sí.
Un autor que se identifica con el narrador ficticio, que recibe cartas ficticias, que a su vez son comentadas, y que habían sido publicadas en otro libro
Esto de inventar personajes que critiquen y valoren la obra generada por uno mismo lo veo en la obra de Santiago Valenzuela concretamente en el epílogo de "El gabinete del doctor Salgari", en el cuál el propio autor (a falta de nada que indique lo contrario, asumo que es él) analiza su propia obra ofreciendo la opinión profesional que podría dar un psicólogo, que es el doctor Salgari.

Si bien los Torreznos incluyen ambientes más realistas y menos fantasiosos como puede ser el bar Denver (aunque con toques absurdos que serían inconcedibles en la obra del padre, como los animales parlantes, los parroquianos divinos, etc.), una diferencia es que el hijo tiende a reflejar ambientes tirando a marginales mientras que el padre se decanta más por el costumbrismo histórico.

Duda... una propia vivencia en el pasado se puede considerar histórico, o justamente todo lo contrario?<br>---<br><!-- EndUnderlineMarker --><!-- EndContentMarker -->
"¡Maldición! Necesitamos conseguir cacahuetes sin cloperotaraska ni patastratos... ¡Ahora mismo!"

Avatar de Usuario
Patastratos
Boanacondaconstrictor
Mensajes: 2271
Registrado: Jue Ene 29, 2004 12:00 am
Ubicación: Fábrica Patastratos Inc.

Mensaje por Patastratos » Mié Sep 17, 2014 8:19 pm

Para quien siga o caiga en este hilo...

He encontrado dos referencias a Jose Eduardo Valenzuela en obras ajenas, en ambos casos por amigos con los que conformó en juventud "el grupo de los cinco" (como lo denomina el propio Valenzuela) o "los Silenciosos" (como se lee en otras bibliografías).

La primera aparición es en el poema en prosa de Jose Ángel Valente (premio Príncipe de Asturias 1988), que está dedicado a Jose Eduardo Valenzuela ("Eduardo") y al resto de los Silenciosos, titulado "Elegía, el árbol":
http://unaluzenlaluz.blogspot.com.es/20 ... arbol.html

También se le hace referencia en el libro "El río", escrito en los años sesenta por Julio López Cid. El capítulo IV está dedicado también a "los Silenciosos", del que López Cid también forma parte.

Jose Eduardo, al igual que el resto de amigos, es mencionado sin ser nombrado. En su caso, el autor se refiere a él con el jocoso apodo del "el señorito de las Condomas", siendo éste el nombre de una de sus casas familiares que quedan descritas en el libro de "Como viejos veranos".
"¡Maldición! Necesitamos conseguir cacahuetes sin cloperotaraska ni patastratos... ¡Ahora mismo!"

Avatar de Usuario
Patastratos
Boanacondaconstrictor
Mensajes: 2271
Registrado: Jue Ene 29, 2004 12:00 am
Ubicación: Fábrica Patastratos Inc.

Mensaje por Patastratos » Jue Mar 19, 2015 2:49 pm

( Moderador... ¿Podráis pasar por favor este tema al off-topic? ¡Gracias!)

Más referencias a Jose Eduardo Valenzuela y al grupo de los Silenciosos, esta más reciente que las otras, en el libro "Antón Risco, con nome propio" (2015) del periodista Arturo Lezcano, y editado por la Diputación de Ourense.

El libro "Antón Risco, con nome propio" repasa la vida del escritor, en NoticiasGalicia.com
Lezcano recoge vida &#8233;y obra de Antón Risco, en LaRegion.es
Arturo Lezcano reivindica a figura e a obra do profesor Antón Risco, en La Voz de Galicia (en gallego)
"¡Maldición! Necesitamos conseguir cacahuetes sin cloperotaraska ni patastratos... ¡Ahora mismo!"

Avatar de Usuario
Kaximpo
Señor de los Chupetes
Mensajes: 6852
Registrado: Dom Ene 18, 2004 12:00 am
Ubicación: Villa Soledad, Polo Ártico
Contactar:

Mensaje por Kaximpo » Vie Abr 03, 2015 1:23 pm

Ya que me lo pides, lo muevo, pero no creo que hiciera falta. :P
"¿Es usted es superhéroe por convicción o por incapacidad de ser otra cosa...?"
https://www.cachislamar.com · Pafman · Yoko Tsuno

Avatar de Usuario
Patastratos
Boanacondaconstrictor
Mensajes: 2271
Registrado: Jue Ene 29, 2004 12:00 am
Ubicación: Fábrica Patastratos Inc.

Mensaje por Patastratos » Mar Jun 16, 2015 9:44 am

Kaximpo escribió:Ya que me lo pides, lo muevo, pero no creo que hiciera falta. :P
¡Gracias Kax!
"¡Maldición! Necesitamos conseguir cacahuetes sin cloperotaraska ni patastratos... ¡Ahora mismo!"

Responder